Cargando...

Costillas de cerdo al horno caramelizadas: la mejor receta

Costillas de cerdo al horno caramelizadas

Las costillas al horno es una receta de carne que podemos hacer de muchas maneras, con diferentes aliños o diferentes salsas y acompañamientos, pero hay una cosa en común, que nosotros tenemos que trabajar muy poco, ya que todo o casi todo lo hace el horno, y si es de leña, mejor. Apunta bien esta receta de costillas de cerdo caramelizadas, ¡es la mejor que he probado!



La receta que traigo hoy es de mi amigo Juanky, que nos la enseñó en una de las reuniones gastronómicas que hacemos en Acrame (Asociación de Cocineros y Reposteros Amateurs de España)

Las costillas que vamos a usar son de cerdo. Lo que tienes que procurar es comprar unas costillas carnosas, evitando aquellos cortes donde se le vea mucho hueso.

Costillas de cerdo al horno caramelizadas
Elige las costillas de cerdo más carnosas 

El aliño incorpora ajo, vino blanco, miel, salsa kétchup y bebida de cola. Y aunque a priori podamos pensar que la mezcla es muy dulce, el resultado final es maravilloso, cuando las costillas se caramelizan.

Una de las claves importantes es el horno. En mi caso lo hicimos en un horno de leña, como se puede ver en la foto, pero perfectamente se puede hacer en el horno de casa, tan solo hay que controlar bien el tiempo, dependiendo del costillar que se utilice.

También se puede preparar el costillar en dos cocciones (ver el final del post)


Costillas de cerdo al horno caramelizadas
Aquí tenemos a mi amigo Juanky, en plena faena con las costillas

Estas costillas caramelizadas son una opción ideal para comer en familia o con amigos en un día de barbacoa. Preparas unas cuantas guarniciones o ensaladas y tienes lista la comida.

¡Apunta ya la receta!

Ingredientes:
  • 1.5-2 Kg de costillas de cerdo
  • 1 vaso ó 250 mL de vino blanco
  • 1/2 vaso ó 125 mL de agua
  • 1/2 vaso ó 125 mL de bebida o refresco de cola con azúcar
  • 3 dientes de ajo
  • 2 cucharadas soperas de miel
  • 4 cucharadas soperas de salsa ketchup
  • Sal y pimienta al gusto


Preparación de las costillas de cerdo caramelizadas

1. Disponemos las costillas de cerdo en una bandeja de horno o de barro. Salpimentamos al gusto.

2. En el vaso de la batidora echamos los ajos, el vino blanco, la miel y la salsa kétchup. Trituramos muy bien.

Variantes para la miel: miel de cualquier tipo, miel de caña, melazas, siropes; y, por otro lado, el kétchup lo podemos sustituir por salsa de tomate y un chorreón de vinagre o también por salsa barbacoa.

3. Echamos la mezcla anterior sobre las costillas. Enjuagamos el vaso de la batidora con el agua y lo vertemos igualmente sobre las costillas. Mezclamos muy bien.

4. Regamos por encima con el refresco de cola. Es importante usar el refresco con azúcar, para que luego caramelice las costillas.

La técnica de caramelizar con refresco de cola ya la utilizamos para hacer las patatas con panceta caramelizada ¡no te pierdas esta receta, eh!

5. Metemos al horno a 180 ºC con calor arriba y abajo a una altura media del horno (el de casa). ¿Tiempo? Pues depende, como mínino 1 hora, va a depender del tipo de costilla. En nuestro caso, que teníamos un horno de leña, estuvo cerca de 1.5 h.

Para hornear en casa, aconsejo tapar con papel de aluminio durante los primeros 45 min, luego destapar y terminar de hacer; e incluso, en los últimos minutos ponerle el gratinador. Si usas la parrilla, igual te conviene hacerlo en dos cocciones (ver más abajo).

Costillas de cerdo al horno caramelizadas

Truco para cocinarlas a la parrilla: técnica de las 2 cocciones

Para conseguir que las costillas queden muy tiernas y luego crujientes con el tostado de la parrilla, lo ideal es hacerle dos cocciones, una muy lenta en el horno y luego a fuego vivo en el gratinador o parrilla.

Añadiríamos el aliño sobre las costillas (y podemos dejarlo reposar en la nevera toda la noche, para que se vayan impregnando los sabores), cubriríamos el recipiente o bandeja de horno con papel de aluminio y hornearíamos a 150 ºC durante 1-1,5 h, dependiendo del tamaño. En este tiempo se quedarán muy tiernas, pero pálidas, ya que no se habrán tostado.

Destapamos y ponemos sobre la parrilla o gratinador y vamos remojando la superficie con el salsa del fondo. Y tan solo tienes que esperar a que se doren a tu gusto. ¡Listo!

No te vayas sin visitar la siguiente receta:



¡Espero que te haya gustado este post! Cualquier pregunta, no dudes en dejarme un comentario aquí o en mi página de Facebook.

¡Hasta otra!




Tomás García Cayuela
Contacto: elsaberculinario@hotmail.com
Facebookhttps://www.facebook.com/elsaberculinario/
Twitter: @saberculinario Youtube: Los Gourmeteros


¡Hola, bienvenid@ a mi blog! Me llamo Tomás y soy Investigador en Ciencias de la Alimentación, Asesor en I+D+i y Blogger Gastronómico. Aquí encontrarás mucha cocina, un poquito de ciencia y un muchito de cultura gastronómica. Recuerda, ¡saber más para comer mejor!

¿Quieres que te mande un correo cuando haya una nueva entrada?
¡Deja tu email!

¡Comparte el post en tus redes sociales!

RECETAS FÁCILES 657775426709760704

Publicar un comentario

¿TE ANIMAS A COMENTAR?
¡¡Todos los comentarios son Bienvenidos!!
Gracias

emo-but-icon

Página principal item

¡SUSCRÍBETE, ES GRATIS!

¡Suscríbete a mi nuevo canal de YouTube!

VIDEORECETAS CON SILVIA TORTOSA EN "EN CASA CONTIGO"

¿NOS VEMOS EN FACEBOOK?

¡HÁBLAME POR TWITTER!

Más recetas en

Top blogs de recetas Que Recetas

Algunos derechos reservados